En el momento que sentimos curiosidad y nos adentrarnos en el fascinante mundo de la programación, rápidamente conoceremos nuevos conceptos que serán nuestra base para aprender a programar.

Un programa se compone de variables, sentencias, condiciones, bucles etc. Todas ellas de vital importancia para poder ejecutar el programa. Este artículo se centrará en explicar qué es un bucle en programación.

que es un bucle

Pronto comprobarás como en múltiples ocasiones vas a necesitar repetir una misma acción, priorizando siempre que tu programa tenga un código limpio, elegante y de fácil mantenimiento. Para ello recurrirás a los bucles o estructuras de control.

Estos ciclos se codifican para que un bloque de instrucciones se repita tantas veces como le indiquemos, a través de una cantidad exacta o de una condición (que puede o no cumplirse). De esta manera no tendremos que repetir esas líneas de código. En palabras sencillas: haz esta acción, mientras se cumpla esta condición.

Pero como no todas las condiciones, para comenzar y poner fin a la ejecución de la acción, se rigen por el mismo patrón. Para ello podremos utilizar tres tipos de bucles.

Si tenemos claro el número de veces que queremos repetir un bloque de código. En este caso  utilizamos el bucle FOR.

Pero lo normal es no saber de antemano la cantidad, sino que la sentencia debe realizarse sólo  mientras se cumpla una condición. Para ello os presento el bucle WHILE.

Por último, puede darse el caso en el que es necesario se ejecute la acción al menos una vez, y repetir mientras se cumpla la condición. Para ello empleamos el bucle DO… WHILE.  

¿Se puede romper intencionadamente un bucle, incluso cuando la condición que lo compone sigue cumpliéndose? Si, aunque es una forma poco habitual, y algo impropia, de provocar la salida del ciclo ya que siempre es posible codificar una correcta condición que ponga fin a la repetición de la sentencia.

Por lo tanto, ya sabemos cómo y para que se emplean las estructuras de control. Muchos programadores recurren a ellas constantemente pero en algunos casos, procuran evitarlas ya que no siempre terminan bien. Quizás os suena la expresión: el programa se ha quedado embuclado. Esto significa que la condición que se ha descrito para poner inicio y fin al bucle, se está cumpliendo infinitamente. De esta manera, nunca se llega al fin del bucle (ni al final del programa).  

Cuando estructuremos un ciclo siempre debemos tener claro el inicio, el final de la acción y cuántas veces queremos que se repita analizando una condición que tenga un fin obligatorio.

Los bucles son universales y se utilizan, imprescindiblemente, en todos los lenguajes de programación. Aunque estos repetidores tienen una estructura diferente si estamos codificando en programación estructurada  (C++, Cobol, Pascal, etc)   o si por el contrario, lo estamos en haciendo en programación orientada a objetos como Python, Java, PHP o Javascript.

¿Te ha gustado? Comparte :)Share on FacebookTweet about this on TwitterBuffer this pageShare on Google+Pin on Pinterest
Tagged:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *